La convivencia en un viaje en velero plaza a plaza

Los viajes «plaza a plaza» como denominamos comúnmente en el sector , son aquellos en los que una Agencia o empresa de charter ofrece plazas para completar la tripulación de una embarcación, con un patrón, y con una ruta más o menos establecida. Esto funciona hace muchos años y de forma eficiente en nuestro país y en casi todos aquellos donde existe un atractivo marítimo por descubrir. Decimos esto, porque últimamente, y este año especialmente, han proliferado los barcos llamados de «economía colaborativa; es decir, aquellos que son propiedad de un particular y que deciden en un momento dado realizar un determinado viaje compartiendo gastos, por supuesto sin cumplir con los requisitos de seguridad y de coberturas a los que están obligados lo barcos y patrones de la Lista 6ª… , pero eso es harina de otro costal que nos gustaría tratar en profundidad en otro artículo.

Cuando me preguntan acerca de esta fórmula vacacional, suelo decir que es como un «Gran Hermano», pero ¡a lo bestia!, y me explico; se van a encontrar personas que no se conocen, y que pueden provenir de muy diferentes ambientes culturales y sociales, van a tener que compartir camarotes, lavabos, mesa y cubiertos para comer, desayunar, y cenar,  y sobretodo colaborar en las habituales tareas diarias como comprar, cocinar, limpiar, o lavar, y todo ello en un espacio muy reducido que además no es estable como es la cubierta de un barco.

Pues bien, a pesar de todo esto, la mayoría de viajes en velero bajo la fórmula del plaza a plaza suelen funcionar. Hoy queremos explorar los motivos que pueden hacer que nuestra convivencia en una barco plaza a plaza sea memorable, o por el contrario se convierta en una desagradable experiencia. Algunas claves:

  • El patrón o skipper. Su magisterio es fundamental en estos viajes. Se da por hecho que es conocedor de la zona, que además es un profesional, experto navegante, y que atesora una cierta facilidad para el trato social. Pero además de todo esto, es la figura sobre la que pivota el buen clima y armonía, el que debe fijar de forma clara y meridiana las normas de convivencia. Como suelo decir a los tripulantes cuando llegan a bordo, la democracia en un barco no existe. Y tiene una lógica aplastante: imaginemos que nos levantamos por la mañana y el patrón somete a votación el lugar donde hoy vamos a ir…el caos está asegurado. Además, el patrón tiene que contemplar más variables para decidir su rumbo o próxima recalada, como son la meteorología, el tráfico marítimo, el fondeo, y por encima de todo,  la seguridad del barco y de sus tripulantes. Imaginemos que en una agradable comida a bordo fondeados en una cala, uno de los tripulantes lanza un comentario a otro sobre su poca participación en las labores de la cocina. La discusión está asegurada. Ahora imaginemos ese mismo caso pero donde es el patrón el quien habla a solas con esa persona y le hace ver lo bueno que sería que participe más con sus compañeros en esa tarea, pero que si no se le da bien, también puede prestar su apoyo en la limpieza por ejemplo. Se lo dice el patrón que es la máxima autoridad en el barco y además se lo dice de manera correcta, sin agravios personales. Es solo un ejemplo de como una misma situación puede producir efectos muy distintos.
  • El patrón también debe ser capaz de crear un buen ambiente de camaradería inicial y potenciar las actitudes tolerantes.
  • Una mente abierta. Todos tenemos nuestros gustos personales, nuestras maneras de hacer las cosas, y además casi siempre pensamos que son la mejor manera de hacerlas. Todo esto debemos tenerlo en cuenta cuando contratamos un plaza a plaza. Vamos a compartir con otras personas un espacio vital reducido y seguro ellas tienen maneras distintas de hacer las cosas a lo que nosotros estamos habituados. Si cada uno impone «su manera», la convivencia no va a funcionar.
  • Es un viaje compartido. Puede resultar una obviedad, pero es importante asumir que no hemos contratado un viaje con un barco en exclusiva y por tanto la Ruta, los fondeos y lugares a visitar están establecidos y en todo caso dependen del patrón quien a su buen criterio establecerá el próximo fondeo, o la actividad a realizar. Esto no quita que cada uno pueda mostrar sus apetencias, gustos o preferencias en un momento dado de ir a tal cala o a tal lugar, pero entendiendo que el criterio final que debe prevalecer es el del patrón. Recomendamos que previamente a la contratación del viaje, nos informemos de la ruta a realizar, si se suele navegar a vela, de los lugares que se suelen visitar, si se fondea en calas o se amarra en puertos,  etc. Si para nosotros es condición «sine quanum» alguno de estos aspectos, y partiendo de la honestidad de la Agencia en sus respuestas, deberemos valorar si ese viaje va a cumplir nuestras expectativas.
  • Las instrucciones del patrón en el Briefing inicial suelen despertar ciertos recelos: «vaya capitán que nos ha tocado…todo son instrucciones y prohibiciones». Precisamente por ser el barco un espacio reducido y en un entorno hostil, las instrucciones deben ser precisas. Conforme vayan pasando los días nos daremos cuenta que esas instrucciones y recomendaciones iniciales son fundamentales para que todo fluya correctamente a bordo: uso de los wc, limpieza, tareas a bordo, el consumo de agua, de energía, seguridad a bordo, como movernos en el barco, etc, etc.
  • La limpieza asegura una mejor convivencia. La regla de oro es intentar ensuciar lo mínimo. Si vamos a ir al lavabo intentaremos dejarlo igual que lo encontramos. No es agradable entrar en el lavabo de un barco, y en verano con las altas temperaturas, y encontrarlo sucio. Es algo sencillo que mejora la convivencia.
  • Un uso responsable del agua. Es importante mentalizarse de esta restricción antes de ir a un barco. En la comodidad de nuestro hogar no somos conscientes de la cantidad ingente de agua que gastamos simplemente al lavarnos la cara, limpiarnos los dientes,  o al lavar los platos. En un barco el uso del agua está limitado a la propia capacidad de los tanques. Siempre se puede acudir a un puerto cercano a hacer la aguada, pero eso en los meses estivales suele representar perder toda una mañana de nuestras vacaciones. Tan sólo adoptando algunos pequeños esfuerzos conseguiremos superar una semana con el agua de los depósitos: ducha económica, o lavar los platos con aguas de mar y sólo utilizar el agua dulce al final, son algunas de las medidas para conseguirlo.
  • ¿Puerto o fondeo?. Los viajes en velero por Baleares suelen transcurrir con fondeos en calas y se suelen visitar pocos puertos. En algunos otros lugares como Croacia por ejemplo, la recalada en un puerto o Marina suele ser más habitual. Somos partidarios de priorizar el fondeo y acudir a puerto una noche como máximo siempre que sea posible tanto por precio como por disponibilidad, aunque esto siempre dependerá de múltiples factores.
  • ¿Hay algún cocinillas a bordo?. Dicen que la persona más importante para el capitán de un barco es el cocinero. Algo de cierto debe haber en semejante creencia, ya que cuando los estómagos de la tripulación están servidos, la convivencia suele mejorar. El auge que los últimos años está teniendo la gastronomía, ayuda a que la mayoría de viajes en velero suelan contar casi siempre con alguien dispuesto a tomar los mandos de los fogones.
  • Rehuir el conflicto pero afrontarlo en el momento adecuado.
  • Respetar los turnos de guardia en el caso de travesías y sobre todo el descanso cumpliendo los horarios establecidos.
  • El orden. Cada uno de los tripulantes debe mantener sus pertenencias personales bien ordenadas, y sobre todo respetando el orden en los espacios comunes sin invadirlos con nuestras propias pertenencias. La mesa de cartas es un territorio libre de cualquier objeto que no sea del capitán. Es un lugar de trabajo que debe mantenerse despejado y a punto para desarrollar su cometido en cualquier momento. Es una buena idea establecer un lugar común para todos donde poder cargar los teléfonos, tabletas, y cámaras, de manera que todos puedan tener sus dispositivos cargados, pero sin entorpecer el orden.
  • El patrón debe explicar a toda la tripulación el significado del concepto «a son de mar». Todo debe estar perfectamente estibado, pertrechado,  y arranchado,  así como lo portillos y escotillas cerrados. Es un concepto importante que todo el mundo a bordo debe conocer y saber aplicar inmediatamente y en cualquier momento para que todo esté en orden en el caso de que se prevea un empeoramiento de las condiciones del mar. Resulta muy desagradable e incluso peligroso ver como determinados objetos van golpeando y cayéndose mientras estamos navegando.
  • Aceptar la realidad. El patrón convive con la previsión meteorológica. Sus decisiones vienen motivadas muy a menudo por la previsión meteorológica, el estado del mar, las posibles tormentas, etc. A veces visitar aquella cala tan bonita o ese fondeo increíble no es posible debido a las condiciones meteorológicas. La seguridad es lo más importante para el patrón y debemos aceptar esas decisiones o incluso la posibilidad de tener que refugiarnos en un puerto varios días si fuese necesario.

Esperamos que estos consejos os sean útiles para que podáis disfrutar al máximo de vuestra próxima experiencia náutica.

I Workshop de Empresas de Turismo Náutico de la Macaronesia

Si decimos Macaronesia probablemente poca gente sabrá a qué nos referimos. Se trata de una zona que comprende 5 archipiélagos del mar atlántico; concretamente: las islas Canarias, Azores, Madeira, Cabo Verde e Islas Salvajes. Etimológicamente el término significa «islas afortunadas», compartiendo un clima bonancible, y una ubicación privilegiada cerca del continente europeo.  Nautic Ocean volvió a contar con la confianza del Instituto Universitario Tides para moderar este primer Workshop de empresas de turismo náutico, y que tiene como objetivo fomentar la colaboración entre las diferentes empresas de estas zonas en aras a generar nuevas rutas, y experiencias. El workshop se celebró el martes 3 de julio en la Sede del Instituto Tecnológico de Canarias, en Pozo Izquierdo – Gran Canaria.

I workshop empresas de Turismo Náutico de la Macaronesia

El encuentro reunió a 20 empresarios del sector del turismo náutico de la Macaronesia, que representaron una gran gama de actividades de la Región (charter náutico, buceo, pesca deportiva, avistamiento de cetáceos, etc.), e incluyendo a directivos de los principales puertos deportivos y marinas de Cabo Verde, Madeira y Canarias.

El Workshop fue moderado por dos de los empresarios participantes Oscar Fernandez, propietario de la empresa Lanzarote Yacht Charter, y Xavier Martínez de Nautic Ocean.

Después de los primeros resultados obtenidos, somos muy optimistas respecto a lo que puede generar este primer encuentro, ya que los empresarios de la zona Macaronesia pusieron encima de la mesa interesantes proyectos de colaboración que van a materializarse en nuevas rutas, y experiencias y que Nautic Ocean promocionará a buen seguro en un futuro no muy lejano.

 

Las calas escondidas de nuestra ruta en Croacia

¿Tienes ganas de verano, vacaciones, chapuzón, barco…? Nosotros sí. Muchas. Mientras estamos preparando las rutas dálmatas de Nautic Ocean para este verano, no nos podemos resistir a compartir nuestras calas preferidas. El Adriático croata está lleno de calas escondidas y playas de difícil acceso, ideales para descubrir en velero. Aquí van algunas:

La cala Tatinja – Šolta

La cara sur de la isla de Šolta está llena de calas escondidas. Una de estas es Tatinja – aislada, tranquila y protegida de los viento del norte y sudeste. La cala está dividida en dos calas por el islote Skoljić. Tiene un par de playas pequeñas y es ideal para los que les guste saltar de las rocas.

Dubovica – Hvar

Esta preciosa cala se encuentra en la costa sur de la isla de Hvar, entre la ciudad de Hvar y Stari Grad. La playa es gravilla de 150 metros de largo en forma de media luna. El mar es cristalino y es difícil resistirse a sumergirse en las aguas azules y darse un baño. En la cala se encuentran algunas casitas de piedra tradicionales, y también tiene un chiringuito.

Srebrna – Vis

Una de las playas más bonitas de la isla de Vis y de toda la costa del Adriático, se encuentra en el sudeste de la isla, cerca del pueblo Rukavac. La playa está frente al mar abierto, por lo que las olas, que durante el invierno movían y formaban las piedras, crearon una gravilla preciosa y de tono plateado con la luz de la luna. Por la noche el juego de las luces es único. De allí el nombre Srebrena – Plateada. Hay bosque de pinos con las sombras naturales y el mar cristalino. Relax total.

Srebrena – Beach – Rukavac

Porat – Biševo

Biševo es especial. Es la isla habitada mas lejana de la costa, y en este caso “habitada” quiere decir que durante todo el año allí viven 11 personas. Se encuentra a unos cinco kilómetros al suroeste de Komiža en la isla de Vis. La atracción más importante de la isla es la Cueva Azul, pero despues de esta visita recomendamos amarar en Porat y disfrutar del Mediterraneo en su esencia. La playa de Porat es de arena, también hay parte con las rocas, el agua es transprente y de color turquesa. Hay sombra natural y un bar para refrescarse. Lo mejor es quedarse y pasar la noche, cuando todo se queda tranquilo.

Saplun – archipiélago de la isla de Lastovo

Lastovo es famoso por sus numerosas bahías escondidas, a las que solo se puede llegar en barco. Entre ellos, se encuentra la playa Saplun en la islita Mladine en el archipiélago de Lastovo. La arena blanca se encuentra solo dentro del mar y su cantidad varía y depende de los vientos que soplan en el invierno. El mar es de color turquesa y hay sombra natural.

La cueva de Odiseo – Isla de Mljet

Una de las leyendas relacionadas con la isla de Mljet cuenta cómo Odiseo se naufragó con su barco y luego se refugió en la cueva que ahora lleva su nombre. En ese momento la isla estaba gobernada por la ninfa Calipso, y fue por ella porque Odiseo se quedó durante siete años en Mljet. Hoy la cueva se visita por la leyenda y por su belleza. Se accede nadando o con el “dinghy”. El sol de la tarde refleja los rayos de sol en el mar y crea efectos de luz excepcionales.

Este artículo ha sido redactado por nuestra colaboradora habitual para turismo náutico en Croacia, Ferida Brzovic.

Ruta del Puerto de Maó a isla del Aire. Recorriendo la isla de los 5 Faros…

En esta ruta zarparemos desde el Puerto de Maó, concretamente en Marina Menorca, situada en el extremo final de este hermoso puerto natural, uno de los más grandes del mar mediterráneo. Al navegar hacia mar abierto,  podremos disfrutar de su cálido paisaje natural. Podremos observar las dos islas situadas en el interior del puerto: la isla del Rey, y la isla de Llatzaret o también llamada isla de la cuarentena.

Para esta ruta, en el que no haremos demasiadas millas, viraremos a estribor una vez hayamos salvado la bocana del puerto de Maó, y divisado el castillo de Sant Felip, fortificación militar española que data del siglo XVI. Justo delante de este castillo, entre la señal roja de babor de entrada al puerto y el faro (OC 2 W 6S 13M RN AIS),  encontraremos la Punta de Sant Carles, con la llosa del mismo nombre. Manteniendo una distancia prudencial a la costa, arrumbaremos hacia el sur, recorriendo las primeras millas y disfrutando de calas como la de Sant Esteve, el Caló de Rafalet, o la cala Alcalfar. En este recorrido podemos divisar justo al pasar la Cala de Sant Esteve, la Torre d’en Penjat.

Desde la bocana del Puerto de Maó hasta la Illa del Aire tendremos que recorrer unas escasas 4 millas, por lo que podemos entretenernos en cualquier de las calas y fondeaderos anteriores antes de f pasar la noche. Nuestra recomendación es tomar un baño en cala Rafalet, ya que es un lugar idílico y muy poco frecuentado por sus escasa dimensiones, describiendo un largo y estrecho paso. Algunas de las escenas del anuncio de cerveza que tanto éxito tuvo, estrella fueron tomadas en esta cala.

El paso entre la isla del Aire y Menorca, puede resultar peligroso en caso de viento fuerte tramontana, viento del sur o lebeche (suroeste), ya que levanta fácilmente rompientes y suele estar dominado por fuertes corrientes. En la parte de la costa de Menorca tenemos Punta Prima, donde cabe reseñar que en su extremo despide una restinga de 100 metros a la demora 110º con varias piedras a flor de agua o ahogadas en linea, que terminan en una que se encuentra más destacada que el resto del conjunto y suele prestarse a confusiones. Son las denominadas Lloses de Punta Prima. El litoral de la isla del Aire es limpio en toda la parte sur, corriendo el veril de los 20 metros muy cerca de tierra. La costa norte de esta isla es mucho más sucia, con lajas y piedras separadas hasta 150 metros de la orilla. El más importante es el illot des Cagaires, que tiene asociados varios bajos y que no permite la navegación por su freu con la isla. El mejor lugar para el fondeo, es la Raconada des Moll, que además permite amarrar cómodamente un dinghy para poder bajar a tierra y explorar esta curiosa y deshabitada isla. La fauna se encuentra protegida por lo que está completamente prohibido capturar cualquier tipo de especie.

Antes de la puesta de sol podemos aprovechar para realizar una excursión al faro de la Isla del Aire. Impresionantes vistas en una isla deshabitada nos evocará algún que otro episodio novelesco, como el faro de la isla del Fin del mundo… Por la noche, fondeados en la parte noroeste, podremos disfrutar de una barbacoa en la bañera de nuestro velero, con un cielo repleto de estrellas como único acompañante. A la mañana siguiente podemos poner proa de regreso al Puerto de Maó y seguir disfrutando de las maravillas de Menorca, también llamada la isla de los 5 Faros.

Si este próximo año te apetece recorrer la isla de Menorca, hemos preparado varias propuesta para tí:

[button link=»https://www.nauticocean.com/tienda/verbena-san-juan-2018-en-menorca/» style=»info» color=»aqua» window=»yes»]Verbena de San Juan en Menorca[/button]

[button link=»https://www.nauticocean.com/tienda/regata-sitges-ciutadella/» style=»info» color=»aqua» window=»yes»]Regata Sitges-Ciutadella[/button]

 

A vela por Sa Dragonera en Mallorca

Os dejamos un nuevo fragmento de un video de navegando a vela por Mallorca, sin editar, tal y como se grabó este mes de septiembre.
Se trata de una singladura entre Soller y el campo de boyas de Sant Elm con alumnos del PER A BORDO. Estos minutos recogen los momentos previos a acometer el paso de Sa Dragonera. El viento de proa establecido de componente sur oeste se situaba en torno a los 22-24 nudos, por lo que nos veíamos obligados a realizar sucesivas viradas.

La tripulación disfrutó con las sucesivas viradas, con un día espléndido de sol, y con poca ola que permitió mejorar ostensiblemente la técnica de la virada y la coordinación entre todo el equipo.

Esperamos que os guste.

En Agosto Lanzarote nos enamora

Entre las múltiples experiencias náuticas de este verano no podíamos pasar por alto la oferta de nuestra querida isla de Lanzarote. Durante unos días hemos podido disfrutar de las catas de vino en las Bodegas Martinón, de los cielos plagados de estrellas en las noches cerradas del Timanfaya, de los paseos en el Parque Natural de los Ajaches con sus paisajes lunares, y de baños relajantes en las playas con aguas de color esmeralda como Caleta del Congrio o la playa mujeres en la costa Papagayo.

Y por supuesto , Lanzarote también puede ofrecer una variada y rica gastronomía que merece la pena saborear: pescados como las viejas, o el pejeperro, la ropa vieja, el cherne, el gofio, el queso conejero, o el sancocho canario, sin olvidarnos de las conocidas papas arrugas con su mojo picón.

También todo el equipo ha aprovechado para ampliar y mejorar las experiencias que Nautic Ocean ofrece en la isla: cruce del atlántico a vela, Taxi a isla de Lobos, vuelta a Lanzarote en velero, y muchas más que tenemos previsto ir incorporando este próximo otoño.

Pudimos ver las importantes reformas que se han realizado en las Sailor Villas, consiguiendo mejorar la calidad de las villas mejor valoradas de todo Lanzarote.

Y como no, navegaciones plácidas y rincones mágicos en esta isla a la que siempre volvemos.